15 dic. 2015

La Catedral de Santiago abre la Puerta Santa en el Año Jubilar Extraordinario

La Catedral de Santiago abre la Puerta Santa en el Año Jubilar Extraordinario



La catedral de Santiago, que preside la Plaza del Obradoiro, ha vivido este domingo una estampa poco habitual, con la apertura, cuatro minutos antes de las cinco y media de la tarde, de la Puerta de la Misericordia, el nombre que recibirá la llamada Puerta Santa en el inicio del Año Jubilar Extraordinario. Fue el arzobispo Julián Barrio el que, con una llave que dio una única vuelta, se ocupó de esta misión, a las 17:26 horas, momento tras el cual ya empezaron a tocar las campanas, en concreto, el repique francés, un sonido que no se escucha en la capital gallega, meta de todo peregrino, desde finales de la década de los setenta. El acto religioso celebrado en la capital de Galicia se produce cinco días después de que el papa Francisco inaugurase el Jubileo Extraordinario de la Misericordia con la apertura de la Puerta Santa de la basílica de San Pedro. Una de las peculiaridades del evento de esta tarde es que la Puerta Santa se ha abierto con una llave de gran tamaño y no ha sido golpeada tres veces con un martillo de plata como marca la tradición en el Año Santo. Pero también la ceremonia de hoy se ha diferenciado de la tradicional, pues tampoco se ha echado abajo el muro que protege el simbólico acceso cuando concluye un Año Santo. El Jubileo Extraordinario de la Misericordia concluirá el 20 de noviembre de 2016 y, de no ser por esta efeméride, la Puerta Santa volvería a abrirse en el próximo Año Xacobeo, que es en 2021.