12 may. 2018

SINTESIS DE LA ESCUELA DIOCESANA DE PASTORAL MISIONERA PARROQUAL (E.D.A.P.P.)


            Nuestros  Pastores diocesanos el Sr. Arzobispo D. Julian  y su obispo auxiliar D. Jesús. Han creído oportuno que después del último Sínodo diocesano se haga una Renovación Pastoral en las parroquias, para volver a unas comunidades de Misión, como aquellas primeras comunidades cristianas.


              Para ello se necesitan agentes laicos (seglares), que bien preparados colaboren con los sacerdotes para lograr comunidades parroquiales vivas, evangélicas y de misión (Cristo y sus buenas noticias es el evangelio que el mismo nos pide misionar) todo lo que profesores y animadores, nos han ofrecido en este 1º curso de la (E.D,A.P.P.) podemos resumirlo así:

a) Los seres humanos buscamos a Dios y Dios se nos revela (ver los nos 6-32 del “COMPENDIO” del Catecismo de la Iglesia Católica (CATIC.)

b) Jesucristo nos invita y nos llama a la fe en Él, en el Padre y el Espíritu, (leemos reflexivamente el texto de Juan 14, 1-11 y lo comentamos en el grupo de agentes parroquiales de misión, catequética, caritativa y celebrativa).
Esta fe necesita, tanto a nivel personal como comunitario aceptarla generosamente, vivirla auténticamente y celebrarla gozosamente:

c) El programa de temas para este primer curso, habla de Fe creída, de fe vivida y fe  celebrada.
¿Cómo podemos resumir estos tres aspectos, de un modo sencillo y asequible a nuestros agentes de pastoral parroquial misionera?

·        FE CREIDA: La fe a la que Cristo nos invita y nos llama, debe ser una fe en la que “se cree de verdad” (Juan 14, 1-11),  una fe que se profesa y proclama personal y comunitariamente…
Para ello es necesario no solo saber el Credo sino leer, meditar y comentar en el grupo de agentes de pastoral parroquial todos y cada uno de los números (del 33 a 217) del “Compendio” del  catecismo, que recogen los artículos fundamentales de nuestra fe.

·        Lo mismo diremos de  la FE VIVIDA. Esta fe a la que Jesucristo nos invita y llama, hay que vivirla personal y comunitariamente en la vida cotidiana. Para ello se nos dan  Las Bienaventuranzas, Mandamientos y Mandamiento Nuevo  (ver en el CATIC, en orden a vivirla mejor, desde los nos 434 al 533)

·        Y finalmente, la FE CELEBRADA, Los Sacramentos instituidos por Cristo nos ayudarán a Celebrar esta fe,  en los momentos importantes de la vida, con una liturgia vivida, bien celebrada y participativa (ver los nos del 218 al 356 (“CATIC”). Creemos que este es el mejor método para que nuestros agentes de pastoral parroquial, se preparen catequética, teológica y bíblicamente… por partir de sus niveles de fe, de conocimientos… y resumidos magistralmente en formas concretas y básicas en el “Compendio”…


El 2º curso de las E.D.A.P.P.  se nos dice que van a ser prácticos y de estudio y reflexión concreta de la catequesis, la vida en comunidad caritativa – Cáritas y la Liturgia.