Publicaciones:Talleres Catequéticos



Una comunidad parroquial debe tener y organizar la tarea de la educación en la Fe, en la Esperanza y en la Caridad a través de una catequesis querida y recomendada por la Iglesia actualmente.
          UNA CATEQUESIS “KERIGMÁTICA, EVANGELIZADORA Y MISTAGÓGICA”

·           KERIGMÁTICA: que en todas las catequesis se haga presente al catequizando con su vida, sus experiencias de fe…
Que se le presente el Kerigma (Jesucristo su salvador) de un modo personal, gozoso, asequible y participativo…
·           EVANGELIZADORA. MISIONERA: que la palabra de Dios. De un modo especial el evangelio (con las otras lecturas), de cada domingo sea medio y cauce para presentarles el Kerigma…
·           MISTAGÓGICA: …y acercarles a los misterios de Cristo y que estos misterios sean amados, vividos y celebrados (más que comprendidos) por el catequizando.



Talleres Catequéticos de Confirmación

L L A M A D O S   y   A T R A I D O S

      Este material lo hemos titulado “talleres catequéticos”, porque consideramos que los protagonistas fundamentales de esta catequesis son Jesucristo en su augusta trinidad, los catequizandos con sus vidas y el catequista con su nivel de fe y preparación. Los   materiales solo quieren ser los medios y herramientas del taller, que se ponen a             disposición del catequista.


     Es muy importante, pues, que el catequista prepare previamente su catequesis o taller catequético, y lo realice conforme a lo programado.



         De igual manera se realizó este material, que ahora ofrecemos de cara a la preparación intensiva de la confirmación, titulado: “LLAMADOS Y ATRAIDOS”, para establecer la conexión entre la catequesis de la infancia y de la preadolescencia con la ya catequesis de jóvenes y adultos.
                                                                                               Antonio Sineiro Padín.

*******************************************************************

Libro de Preparación Intensiva  de

 Primera Comunión en 4 semanas   

Señor, danos siempre de ese pan  (Juan 6,34)

   Este material de preparación intensiva está pensado para realizar unas catequesis especiales, en cuatro semanas, reuniendo a los niños ya elegidos para hacer la primera comunión, una hora de lunes a viernes a lo largo de cuatro semanas.

Recordamos que la Primera Comunión no es el término de un ciclo, de una serie de catequesis… La Primera Comunión es la celebración de un sacramento de la iniciación cristiana dentro del proceso catequético de madurez en la fe, esperanza y caridad del creyente.

Por esta razón ofrecemos este material, con la esperanza de que los catequistas puedan tener con los niños una preparación inmediata e intensa antes de que accedan al Sacramento de la Eucaristía.

A modo de pórtico presentamos a los niños una síntesis de lo que deben conocer y saber en una carta que le escribe Jesucristo a Yoel y a Lara y con ellos a todos los que van hacer la Comunión.

Con la carta se ofrece también una síntesis doctrinal.

Antonio Sineiro Padín.


*******************************************************************

TALLERES CATEQUÉTICOS DO CICLO B-C


Xa temos os novos talleres de Catequese,
para o ANO DA FE que vai comezar no mes de outubro.
Estos talleres, con toda humildade,
teñen a intención de facer máis doada a labor dos catequistas.
Este ano a diferencia da edición anterior, desenvolverá nun só volumen
tódolos obradoiros ou talleres de cada domingo e dos tres trimestres.
Adicando un volumen para os catequizandos
do ESPERTAR RELIXIOSO (5-6-7 anos)
outro para os de INICIACIÓN SACRAMENTAL (8 anos),
un terceiro para os da IDENTIFICACIÓN CRISTIÁ (9-10-11 anos)
e un cuarto para os preadolescentes na etapa de
(12-13-14 anos) co inicio da PERSONALIZACIÓN da FE.


*********************




TALLERES CATEQUÉTICOS   

CICLO A-B

Ano da Caridade Cristiá

Nestes Cadernos de Catequese pretendemos acadar os seguintes OBXETIVOS:

1º.- ORGANIZAR E REALIZA-LA CATEQUESE a partir da PALABRA de DEUS. Por esta razón os contidos da Mensaxe cristiá, as vivencias de fe e a celebración da mesma programáronse en torno a liturxia da Palabra de cada domingo.
 2º.- En cada ciclo litúrxico (A.B.C.) destacamos un obxectivo xeral en orde a capacitar ós catequizandos para vivi-la FE a ESPERANZA e a CARIDADE.
 Así: Co ciclo “A-B” – para vivir e celebrar o Evanxeo da Caridade,
 Co ciclo “B-C” – para vivir e celebrar o Evanxeo da FE, e
 Co ciclo “C-A” – para vivir e celebrar o Evanxeo da Esperanza 
condensaremos a tarefa educativa da fe en orde a “capacitar” ós catequizándos para a vida cristiá. 

3º.- Con todo, en cada ciclo LITÚRXICO pretendemos presentar a Mensaxe en todo o seu conxunto, dende esas tres importantes perspectivas das virtudes Teologais, aínda cando se acentúen aqueles aspectos claves da mensaxe que o ciclo parece esixir. Así neste curso destacaremos:

* A CREACIÓN. PROVIDENCIA.
 * REVELACIÓN DIVINA.
 * REVELACIÓN DO REINO DE DEUS. (Prioridade da predicación de Xesús na súa vida publica)
 * SACRAMENTOS: Fontes das grazas da Salvación de Cristo.
 * MANDAMENTOS: ALIANZA que Deus estableceu coas súas criaturas predilectas o home e maila muller.
 * MANDAMENTO NOVO: ALIANZA NOVA, ETERNA E DEFINITIVA
 * A IGREXA: Sacramento de Cristo na terra ata a súa vinda final.
 * A TRINDADE. META ETERNA E FINAL DO PEREGRINAR CRISTIÁ.

 4º.- O MATERIAL BÁSICO E OFICIAL da catequese será:
 - CATECISMO DA IGREXA CATÓLICA (COMPENDIO) e
 Os CATECISMOS da Conferencia Episcopal Española (C.E.E.) e Secretariado de Catequese de Galicia ou Diocese. Este material que ofrecemos non é máis cun material complementario para experimentar unha nova modalidade catequética e nesta liña facilitar ós catequistas ou monitores da catequese a súa tarefa educativa.
 - O Catecismo da C.E.E. é “Jesús es el Señor” para os nenos/as de 5 a 10 anos.
 - O tres libros de catequese para nenos e nenas de 9 a 14 anos que son: “Queremos vivir, Crecer”. “Vivimos en Grupo”. “Construímos un mundo nuevo”.

5º.- Pedagóxicamente preténdese que os mesmos compoñentes de cada grupo, sección ou taller (obradoiro) catequético, elaboren co monitor catequista as súas propias catequeses (de ahí o nome de talleres ou obradoiros) e doutras indicacións moi sinxelas e concretas se desenvolva o tema catequético. As formulacións do Compendio do Catecismo da Igrexa Católica (CATIC–COMPENDIO) forman parte do contido doutrinal e vivencial dos temas, en cambio as fórmulas do catecismo da C.E.E. son fórmulas para sintetiza-las mensaxes e memorizar.



TALLERES CATEQUÉTICOS   CICLO C-A
AÑO del Evangelio de LA ESPERANZA

Ya tenemos los nuevos libros de Catequesis,
para el AÑO del Evangelio de LA ESPERANZA 2013-2014, 
que va a comenzar este mes de octubre.
Estos talleres, con toda humildad,
tienen la intención de facilitar la labor de los catequistas.
Este año a diferencia de ediciones anteriores, se editan en castellano
y siguiendo el mismo criterio que el curso pasado en 4 volúmenes.

*********************

Hace 20 años, ante muchos ojos incredulos y sorprendidos, el Papa Juan Pablo II promulga el Documento más importante de su Pontificado. Estamos hablando de uno de los textos más relevantes de los últimos cuatro siglos de la Iglesia e, indirectamente, de la Humanidad: La exposición sintética, unitaria y autorizada de la Fe Cristiana, en el Catecismo de la Iglesia Católica para  realizar la tarea fundamental de la Iglesia, como es la catequesis.
En la recta final del año de la Fe, el Papa Francisco se reune en Roma con más de 1600 catequistas de unos 50 paises, para abordar “como transmitir y testimoniar hoy la Fe recogida en ese Catecismo”.
Con esa pretensión de “Como transmitir y testimoniar hoy la Fe recogida en ese catecismo”  nuestra parroquia , San Cipriano de Vilanova de Arousa, comienza ya, en el año 2003, a elaborar un material que desenvuelva de forma armónica y equilibrada las acciones básicas de una catequesis: Conocer, vivir (testimoniar) y celebrar la Fe, la Espeanza y la Caridad.
Es un Material distinto, diferente a los que se estan utilizando.
 a)     Es un material que cuida fielmente los elementos básicos de una catequesis vivencial:
          - Está atenta a la experiencia del catequizando pues no es lo mismo la experiencia de fe y de vida (por ejemplo) en un niño de 5 a 7 años que la de los de 9 a 11 años…
          - “Transmite y Testimonia” la Palabra de Dios que se proclama y vivencia en la Comunidad cada domingo.
          - “Transmite y Testimonia” la Doctrina de la Iglesia recogida en “El Compendio” del catecismo de la Iglesia Católica.
          - Formula unos compromisos catequéticos asequibles y factibles a la edad de los catequizandos.
b)      Es un material que recoge todo el mensaje cristiano, pero aglutinado en torno a las tres fundamentales virtudes de la Vida Cristiana:
          LA FE: verdades que hay que creer
          LA ESPERANZA: verdades que hay que practicar
          LA CARIDAD: verdades que hay que celebrar
 y que se desarrollan a lo largo de los tres ciclos litúrgicos:
 - Ciclo Litúrgico A, para conocer, vivir y celebrar el Evangelio de la Esperanza.
- Ciclo Litúrgico B, para conocer, vivir y celebrar el Evangelio de la Caridad.
- Ciclo Litúrgico C, para conocer, vivir y celebrar el Evangelio de la Fe.
Con todo, en cada ciclo se daría lo esencial de todo el mensaje, aun cuando el Ciclo destaque más los mensajes propios de La Virtud Teologal.
Así, pues, la tarea catequética de toda parroquia pretendería capacitar a los fieles catequizandos de la infancia y preadolescencia, de un modo progresivo y adecuado en la Fe, la Esperanza y la caridad, que es en definitiva el núcleo de la vida cristiana.

c)       Es un material que cuida la conexión catequética con la liturgia dominical.
          No es un material de catequésis litúrgica, sino un material que potencia la unidad catequética Vida-Liturgia y catequesis.
Que quiere cuidar también La Comunión Educativa: Familia – Parroquia – Escuela.
En definitiva, es un material para facilitar a los catequistas la utilización de los elementos básicos de la Catequesis de la Comunidad: Experiencia + Palabra de Dios que se proclama dominicalmente + Doctrina de la Iglesia (Compendio del Catecismo) + Compromiso catequético en “ORDEN A TRANSMITIR Y TESTIMONIAR LA FE, LA  ESPERANZA Y CARIDAD, HOY”. Nos parece un material útil y práctico. El material consta de 4 libros


1º-  Libro de material para las catequesis de 5 a 7 años.
2º-   Libro de material para la catequesis de 8 años: 
        Primera Comunión.
3º-  Libro de material para la catequesis de 9 a 11 años.

4º -  Libro de material para la catequesis de 12 a 14 años


Los nuevos talleres de catequesis, para el año de la Esperanza,
 escritos por D. Antonio Sinerio Padín,
Párroco de la parroquia de San Cipriano 
de Vilanova de Arousa y experimentado 
catequista, tienen este año como novedad,
estar  editados en castellano, a petición de muchas parroquias.



Si tiene interés en utilizarlo en sus catequesis, puedes contactar con nosotros 
en los teléfonos  986 55 40 40  con el autor D. Antonio Sineiro Padín o con Teresa Couso,
también en el 986 55 53 87 preguntando por Lucía.


************************************************************

Testimonios de nuestras catequistas 

colaboradoras en la parroquia

Una catequesis que parte de lo que la Iglesia nos pide hoy a través de su representante en la tierra, el Papa Francisco  (en E.G. nº 164 y ss)  que sea:

  • UNA CATEQUESIS “KERIGMÁTICA, EVANGELIZADORA Y MISTAGÓGICA”


·         KERIGMÁTICA: que en todas las catequesis se haga presente al catequizando con su vida, su nivel cultural, sus experiencias de fe… y

 Que se presente el Kerigma (Jesucristo su salvador) de un modo personal, gozoso, asequible y participativo…


·         EVANGELIZADORA. MISIONERA: que la palabra de Dios. De un modo especial el evangelio (con las otras lecturas), de cada domingo sea medio y cauce para presentar el Kerigma…
·         MISTAGÓGICA: … y acercarles a los misterios de Cristo y que estos misterios sean amados, vividos y celebrados (más que aprendidos) por los catequizandos.
  • Elaboramos nuestro propio material en proceso, que titulamos  “TALLERESCATEQUETICOS”,  para  que utilizando los “Catecismo de la Iglesia Católica (Compendio), los tres de la Conferencia Episcopal Española y las lecturas de los domingos en sus tres ciclos A-B-C para la Infancia, desde 5 a 14 años, (con un material especial para la preparación intensiva de la primera  comunión), y con otros para la Confirmación de 14 a 16 años con el material “LLAMADOS Y ATRAIDOS”.  Se completa así la catequesis de la infancia y preadolescencia. Esto nos ayudó a profundizar más en la propia fe, esperanza y caridad, vivirla con una mayor consciencia y profundidad y saber dar razón de la propia fe, esperanza y caridad., acentuando cada una de estas tres fundamentales virtudes, en cada uno de los tres ciclos.
  • A todo esto nos ayuda el vivenciarla con los catequistas, para después hacerlo con los catequizandos y esto que vivenciamos en la catequesis, lo celebramos en las Eucaristías de cada domingo, siendo los propios niños protagonistas, participando activamente en la Eucaristía y las homilías de cada domingo.

Teresa Couso, coordinadora de la catequesis parroquial.


  •  “Mi experiencia con los nuevos materiales es totalmente positiva. El temario es actual y cercano a los chavales con lo cual ellos lo entienden y aportan sus propias experiencias. A diferencia de antes que solo era memorizar, había niños que memorizaban rápidamente pero a otros le costaba más y muchos no entendían las preguntas, luego que se olvidaban.


  • De esta manera activa se ve que va bien porque lo entienden y lo más importante son parte activa de la catequesis y pueden razonar  y cuestionar la cosas.”


Carmen 28 años de catequista (Confirmación)


EXPERIENCIA COMO NUEVO MIEMBRO Y
 CATEQUISTA DE LA COMUNIDAD DE SAN CIPRIANO

El origen de los materiales es la necesidad de encontrar formas de trasladar los contenidos de los catecismos de la Iglesia Católica  a los niños de la catequesis.

Mi experiencia como nuevo miembro de esta comunidad se trataba de seguir unas guías basándonos en imágenes, música, narraciones… Se trataba de que los niños participaran e interactuaran.
En mi caso fue así, mi hija empezaba el último año de catequesis para recibir su primera comunión y así empecé como catequista.

Para mi fue una forma muy bonita de incorporarme a la comunidad parroquial de san Cipriano, y pienso que el catequista es ante todo, un testigo. Nuestra labor consiste en ayudar a los niños a vivir el encuentro con Jesús y tratar de que despierten ese deseo de conocerlo y amarlo.

Los catequistas no somos las mamás o papás invitados u obligados a dar catequesis a nuestros hijos, si no cristianos que hemos descubierto en la iglesia nuestro carisma para hacer resonar con pasión y entrega el mensaje de Jesucristo para amarlo y como camino de verdad y vida.

Yo he descubierto otra forma de dar catequesis, menos escolarizada…utilizando otros medios que nos han servido como guía, sacando tiempo para hablar con los niños y los padres que participaban, revisando la propia catequesis para seguir mejorándola.
Claro está, que con todo lo vivido hacemos participes al resto de la familia, hermanos abuelos etc… que nos ayudan con sus opiniones y experiencias a hacer una catequesis mejor y comprometiéndose a participar con nosotros.

En mi caso y el de mi familia ha sido una experiencia muy satisfactoria y con ganas de seguir
siendo miembros activos de nuestra comunidad.

 Rosana, madre y catequista de 1ª Comunión


TIERRA FÉRTIL

Hace varios años que soy catequista de Confirmación, para mí ha sido una experiencia muy enriquecedora en muchos sentidos, la necesidad de estudiar y profundizar en el evangelio de Jesús para poder impartir las catequesis. El material que hemos elaborado el párroco y un grupo de catequistas, me ha ayudado mucho como cristiana, como persona y como catequista, y al mismo tiempo la oportunidad de poder compartir con los jóvenes el mensaje de la buena noticia que nos dio Jesús. Me encanta dar a conocer la belleza de toda su vida y la belleza de su mensaje de salvación.

También encuentro muy necesario, transmitir su ejemplo de vida, que aunque sucedió hace dos mil años aún resulta tan actual en esta sociedad que nos toca vivir hoy, tan laica, materialista y distanciada del mensaje de amor y de los valores que Él nos enseñó. Es nuestra condición humana.

Y estos jóvenes de ahora, también siento que lo reciben con gratitud…, pues si no es en la catequesis, tengo la sensación que nadie les habla de estas cosas, además en un momento tan importante de sus vidas donde tienen en juego todo su futuro. A mí me gusta el contacto con los jóvenes, por su espontaneidad y sinceridad con la que hablan de sus emociones y sentimientos, y yo tengo la necesidad de compartir mis experiencias de vida en el descubrimiento de la fe. Una fe que también va creciendo gracias al ejemplo que nos transmite D. Antonio, con su buen hacer diario y sus conocimientos, que no son pocos, así como el equipo de catequesis, con el que he aprendido muchísimo.

A veces tienes la sensación que el esfuerzo no se corresponde con los resultados, pero tengo la esperanza y fe, y a veces lo comentamos, que aunque sea un poquito, algo de la semilla de Jesús germinará en la caridad del corazón de estos jóvenes y fructifique.

Lucía, Catequista de Confirmación y miembro del equipo de elaboración del material.


¿QUÉ ME APORTA A MÍ SER CATEQUISTA?

A lo largo de estos tres años, he aprendido mucho pero más me falta por aprender. Es toda una experiencia.
Para mi resulta un gran apoyo el material "Talleres Catequéticos" que nos entregan para utilizar en la catequesis. Previo a cada domingo, leemos y preparamos la sesión. Son la guía, la orientación de nuestra intervención. 
Las reuniones de grupo de catequesis mensuales son muy importantes. Destaca el cuidado con el que se percibe son planificadas, siguiendo una metodología participativa y experiencial. En dichas sesiones, vivenciamos cada mensaje resultando mucho más sencillo llevar su significado a los catequizandos.
Somos catequistas, nuestra participación es "un granito de arena". Se trata de crear comunidad, de participar de una manera activa y acompañar a los niños a que vivan la Fe y celebren los Sacramentos, en especial la Eucaristía, con alegría y entusiasmo. Pienso que nuestra función es enseñar a los niños para que deseen parecerse a Jesús y que vean a Jesús en el otro.
La enseñanza siempre me ha gustado pero tener la posibilidad de hacerlo en nuestra parroquia es una oportunidad. Somos partícipes de la educación de los niños, intentamos contribuir a que conozcan y amen cada vez más al Señor para que sean verdaderamente felices en esta vida y lleguen a lograr la felicidad eterna. 

Teri,  Animadora  de la primera infancia y  ayudando en el manejo de los materiales a los catequistas.

*MI EXPERIENCIA COMO CATEQUISTA:

Pertenezco a la comunidad parroquial de San Cipriano de Vilanova de Arousa desde que nací y desde hace tres años soy catequista. Recuerdo que acepté el compromiso de ser catequista porque la parroquia necesitaba personas capaces de involucrarse en la educación religiosa de nuestros niños y niñas, personas que acompañaran a los catequizandos en las distintas etapas de su crecimiento personal.

Había muchos niños anotados en la parroquia para comenzar los talleres catequéticos y necesitaban ayuda, así que decidí comprometerme, además, mi hija empezaba con su preparación y  quería ser consecuente y ayudar en la medida de mis posibilidades. Pero lo que más me animó a participar en la catequesis fue que la parroquia tenía elaborado su propio material de catequesis,
unos libros denominados talleres catequéticos en donde se utilizaba el compendio, los catecismos, las lecturas de la biblia de los domingos, el trabajo y la experiencia de otros catequistas con metodologías diferentes…, cada taller especifico para la edad de los niños, para el ciclo que correspondía, para primera comunión, confirmación etc.

Un material que me dio las fuerzas, la seguridad de que podía transmitir a los niños y niñas de mi parroquia una educación religiosa diferente a la que yo había recibido. Cuando yo era una catequizanda, mi educación religiosa se basaba en la memorización, repetición de las oraciones, en estudiar un catecismo de preguntas y respuestas que debíamos aprender y que muchas veces se memorizaba sin entender lo que estábamos diciendo.

Cuando recibí mi primera carpeta con el material del taller catequético de la primera comunión, leí con mucha atención el libro y me di cuenta de que podía ser muy feliz si transmitía a los niños la catequesis que allí se nos representaba, basada en años de experiencia, se nos presentaba una catequesis Kerigmática, evangelizadora y mistagógica, de la que nos habló el Papa Francisco, pero que en estos talleres catequéticos se tienen en cuenta a los niños con sus experiencias personales, con su cultura, con su fe, porque se lee la palabra de Dios y se contextualiza en el calendario, lo que trabajamos cada domingo en los talleres catequéticos después se refleja en la celebración de la misa, nos acerca a los misterios de Jesucristo, nos hace entender que Jesús nos ama, nos perdona, nos acompaña a lo largo de nuestra vida para que seamos felices. Me ayudó a entender porque había sentido la llamada para ser catequista, para ser más feliz.

Y a medida que pasan los días me sentía mas capacitada, más formada, con más experiencia para intentar llegar a ser una buena catequista porque cuento con el apoyo de un gran equipo de personas de mi parroquia que me ayudan, aconsejan, me dan ánimos, para hacer esta labor tan gratificante como es acompañar a los niños de mi pueblo y alrededores en su educación en la fe, esperanza y caridad cristiana.

Patricia, catequista este curso de 1ª Comunión