15 may. 2014

"Mi niño no quiere hacer la primera comunión"

Hace poco venía una madre diciendo: "Mi niño no quiere hacer la primera comunión". Y me argumentaba que no podía obligarle y que respetaba su decisión.

Entonces le pregunté: "¿Cree usted que su hijo, con seis años, sabe lo que quiere?" Ella, moviendo la cabeza, decía "No, si él no quiere, no le obligo, cuando sea más mayor que él decida si quiere hacerla".

De nuevo volví a preguntarle: "Si su hijo mañana le dice que no quiere ir a cole, ¿usted que haría?; si dentro de unos días, le pide que le compre unos zapatos deportivos de marcas caras, ¿usted que haría?; si le dice que sólo quiere comer “papas” fritas con huevos, o pizzas, o… ¿usted que haría?

Ella rápidamente me contestó que no es lo mismo hacer la comunión, que ir a cole, o comprar unos zapatos de marca, o comerse la comida. Esas cosas son importantes y necesarias para su crecimiento personal y humano. Y la primera comunión supone sobre todo, gastos y más obligaciones. "Es más, -me dijo- mi hijo hace la primera comunión por los regalos".

Entonces le comenté: "Creo sinceramente que es usted la que no quiere que su hijo haga la primera comunión, porque supone un esfuerzo añadido a todo lo que ya hace, y un compromiso que no quiere asumir. Y porque, en el fondo, cree que la primera comunión no sirve para nada".

Espero que no le ocurra lo que a tantas madres: pasado un tiempo, su hijo puede cambiar de opinión porque asiste a una celebración de la primera comunión, o porque su amigo decide ir a catequesis; se acercará a usted y le dirá: “mamá, mamá, yo quiero hacer la primera comunión”. Y entonces, usted con cara malhumorada, le contestará: “Ahora vas tú y se lo dices al cura”>>.

Manuel Márquez Córdoba
Diócesis de Malaga