8 sept. 2015

¡BRAVO POR LA COMISIÓN!

A través de esta carta queremos hacer llegar a la Comisión de Fiestas Patronales,  nuestro sincero agradecimiento. Vilanova se quedaría sin fiestas este año si nuestro querido Párroco no se lo pidiese a la actual presidenta, quien se ha encargado de componer una numerosa comisión. Están trabajando para honrar a nuestros Santos Patronos y para que todos los vecinos y quienes no siendo vecinos quieran acercarse y disfrutar de estas fiestas.

Y hay que darles las gracias, sí, porque su trabajo, durante todo el año, aunque callado y no siempre valorado es el que hace posible que cuando llegan “nuestras Pastorizas” transcurran disfrutando de ese trabajo. Pero para llegar a eso, está todo el sacrificio que con su trabajo desinteresado realiza este grupo de personas.
Sacrificio porque de su tiempo dedican la mayor parte de él a buscar financiación para poder afrontar los gastos que conlleva organizar todas las actividades que en esos días se nos ofrecen y todos sabemos que ir pidiendo a los vecinos, amigos, conocidos, no es tarea fácil y cómoda.
Además esta financiación hay que reconocer que no siempre es fácil de conseguir porque se encuentran con el desplante en ocasiones, quizás más de las que todos quisiéramos, de personas a quienes se acercan a solicitar su colaboración.
Gente que no se deja vencer por el desaliento, que a pesar de los contratiempos y también incluso disgustos personales, siguen adelante porque creen en lo que están haciendo y ponen a Vilanova y a sus Santos Patronos por encima de sus consideraciones personales.
Tened en cuenta que todos nos damos cuenta de vuestro gran sacrificio, este año os estáis superando, nos ofrecéis unas fiestas maravillosas.
Ánimo, seguid adelante y contad desde luego con el agradecimiento de muchas de las personas que disfrutaremos de las fiestas  Patronales.

Un pequeño recordatorio, por último, a todos los presidentes y colaboradores de las comisiones de fiestas Patronales que han hecho posible a lo largo del tiempo que estas fiestas existan. Merecen toda nuestra gratitud y respeto.