22 feb. 2020

AÑO DE LA PALABRA


“SEÑOR, LÁMPARA ES TU PALABRA PARA MIS PASOS, 
LUZ EN MI SENDERO”


       Resultado de imagen de LA PALABRA DE DIOS
              "TUS PALABRAS, SEÑOR SON ESPÍRITU Y VIDA"
El Papa Francisco ha establecido que el pasado domingo 26 de Enero, III del Tiempo Ordinario, se celebrara El Domingo de la Palabra de Dios y luego se entronizara para fortalecerla, valorarla, leerla y meditarla más intensamente durante todo el año. Es el mismo Jesucristo quien nos revela en los Evangelios el valor y la importancia de LA PALABRA en la vida del cristiano y de la comunidad. Dice Lucas 11, 27-29

“Mientras él hablaba estas cosas, aconteció que una mujer de entre el gentío, levantando la voz, le dijo: Bienaventurado el vientre que te llevó y los pechos que te criaron. Pero Él dijo: Mejor, bienaventurados los que escuchan la Palabra de Dios y la cumplen”. Y en otro pasaje de San Juan 12, 48-49 leemos:  “El que me rechaza y no acepta mis palabras tiene quien lo juzgue: La Palabra que yo he pronunciado, esa lo juzgará en el último día. Porque yo no he hablado por cuenta mía;  el Padre que me envió es quien me ha ordenado lo que he de decir y de cómo he de hablar. Y se que su mandato es vida eterna. Por tanto, lo que yo hablo, lo hablo como palabra que me ha encargado mi Padre”.
           
            Nosotros respondiendo fielmente al Pontífice, hemos entronizado la Palabra de Dios ese Domingo y permanecerá así todo el año para amarla, valorarla, meditarla más intensamente y cumplirla en la vida de un modo auténtico y fiel. Que cada vez que celebremos la Eucaristía, cotidiana o dominicalmente, podamos  saciar nuestra sed en las palabras de vida eterna que Jesucristo nos ofrece; Y así renovados, seamos testigos en el mundo de la alegría del Evangelio.