16 feb. 2019

¿Cuántos pasos has dado hoy?

Las navidades pasadas los Reyes Magos le trajeron a mis hijos una pulsera electrónica que además de la hora, marca el ritmo cardíaco, las horas de sueño y los pasos. Todos los días, al acostarse, les gusta ver cuántos pasos dio casa uno y, por supuesto, descubrir quién gana.
Esta semana, en unos de esos momentos, me dio por pensar que quizás podemos saber la cantidad de pasos que damos cada día pero, quizá nos faltaría saber qué tipos de pasos estamos dando. Y es que a lo largo del día, damos pasos firmes que ayudan a unir, pasos que reconcilian, pasos que generan vida, pasos que buscan el bien de los demás... y otras veces pasos más débiles, que dividen, que generan distancia y desconfianza, que sólo buscan el propio bien...
Y, al igual que dar muchos pasos mejora nuestra salud, dar pasos por los demás es bueno para nuestra salud mental, porque dándonos es donde encontramos ese sentido de vida que nos hace vivir felices. Por ello al final del día es un buen ejercicio contar los pasos que hemos dado pero, también descubrir si esos pasos son por los "demás", son de Vida, son de Evangelio.
¡Adelante!